7 Imperdibles en las Islas Falklands/Malvinas

Como viajero me encanta visitar destinos poco explorados. La sensación de llegar a un lugar, del que sabes poco, tiene una adrenalina especial; eso fue exactamente lo que me pasó cuando pisé las Islas Falklands/Malvinas.

Desde que aterricé, todo fue novedad; realmente quedé boquiabierto con este destino, y con las infinitas maravillas que esconde dentro de sus poco mas de 12,000 km2.

Pinguinos Magallánicos en Bluff Cove

Les dejo 7 actividades que recomiendo en las islas, les aseguro que les provocará tomar su cámara, hacer sus maletas, y volar para allá.

1. Recorrer la pequeña y bella ciudad de Stanley

Con poco mas de 3,000 habitantes, Stanley es la bella capital de las islas Falklands/Malvinas. Caminar por sus pintorescas calles y su largo malecón es la mejor manera de conocerla.

En esta tranquila ciudad, de estilo europeo, los autos son escasos, algo difícil de encontrar en una capital hoy en día.

La pintoresca ciudad de Stanley

Si bien gran parte de los atractivos de la ciudad están cerca al malecón, no dejen de adentrarse hacia la parte alta de la ciudad y perderse voluntariamente en sus calles.

En medio de Stanley se encuentra Catedral de la Iglesia de Cristo, la iglesia anglicana más austral del planeta, que fue construida en 1845; junto a ella encontramos el Whalebone Arch, un impresionante monumento hecho de huesos de ballena azul, construido a principios del siglo XX.

Otra parada imperdible es el Dockyard Museum, ahí conoceremos a fondo la historia de las islas, sobre los primeros colonos, como vivían y qué animales la habitan y cuales se extinguieron.

La Catedral de la Iglesia de Cristo enmarcada por el Whalebone, hecho de huesos de ballena azul

El cementerio de la ciudad es otro de los lugares que recomiendo; muchas de las lápidas que observamos al aire libre, son verdaderas obras de arte.

Terminando la tarde, pueden sentarse en un café, a mirar el mar y contemplar la bella y agreste geografía que bordea la ciudad. Les aseguro que se llenarán de energía para los siguientes días que le queden en la isla.

2. Andar por la paradisiaca Bleaker Island

Esta isla privada, de 20 km de largo, y habitada por solo una familia, es un verdadero paraíso natural. Sin duda fue lo que mas disfruté en las Falklands/Malvinas.

Pingüino de Papúa en Sandy Bay

Para llegar volé, desde Stanley, 30 minutos en una pequeña avioneta. En la isla me esperaba Nick quién, luego de indicarme donde estaban los puntos mas interesantes de la isla, me aconsejo que la descubriera a pie. Fue un excelente consejo.

Anduve cerca de 14 km por la isla, visité Pebbly Bay, donde encontré una colonia de Leones Marinos; luego estuve en Sandy Bay, una de las playas mas bellas que he visto en mi vida (la que es foto principal de este post), y lugar donde dos grandes colonias de pingüinos, los de papúa y los magallánicos, conviven de forma natural.

Mi recorrido continuó por Long Gulch; caminando entre los grandes pastos nativos, y al lado de un acantilado, me topé con una colonia de los simpáticos y graciosos pingüinos rockhopper, conocidos por ser grandes saltarines y por el penacho amarillo que llevan sobre la cabeza.

Pinguino Rockhopper

Terminé el día visitando una gran colonia de cormoranes imperiales, los que alimentaban, y a la vez protegían, a sus pichones de gaviotas y aves de rapiña que se los querían robar.

Sin duda recorrer Bleaker Island ha sido una de las mejores experiencias de mi vida.

3. Encuentro con Elefantes Marinos en Whale Point

Tuve el privilegio de visitar esta parte de la isla junto a Andy Pollard, un excelente fotógrafo isleño especializado en vida salvaje.

Se le conoce con este nombre debido a la cantidad de huesos de ballena que encontramos en el lugar.

Llegar no fue nada sencillo, nos tomó cerca de dos horas, andando en una 4×4 por un camino muy poco marcado y bastante accidentado; pero valió infinitamente la pena.

Enorme Elefante Marino

El premio no pudo ser mayor, en este punto nos esperaba una gran colonia de enormes elefantes marinos. Estos grandes mamíferos acuáticos pueden llegar a medir más de 6 metros de largo y pesar hasta 6 toneladas.

Cerramos con broche de oro visitando una pequeña, pero muy activa, colonia de pingüinos de papúa que se encontraban en plena época de anidación.

4. Trekking hacia el Mount Tumble

Este interesante trekking, de alrededor de 6 km, se inicia muy cerca de Stanley. La pendiente no es muy dura, la mayor dificultad que presenta la ruta son los fuertes vientos sureños.

Trekking hacia en Mount Tumble

El camino esta llena de bellos paisajes; desde la parte alta tenemos un panorama claro y limpio de lo que es la geografía de la isla.

Esta ruta esta cargada de historia, durante el recorrido encontramos diversos restos y vestigios de lo que fue el conflicto armado del año 1982.

5. Observar al Pingüino Rey, el ave bandera de la isla

En las Islas Falklands/Malvinas viven 5 especies de pingüinos. Definitivamente el más bello y emblemático del archipiélago es el pingüino rey, el segundo mas grande del planeta.

Hermoso Pingüino Rey junto a un grupo de Pingüinos Magallánicos

Para encontrarlo manejamos cerca de una hora hasta Bluff Cove, lugar donde se encuentra una pequeña colonia, la que convive con los pingüinos de papúa y los magallánicos.

Estas bellas aves acuáticas, llegan a medir casi un metro de altura y pesan hasta 15 kg. Sus colores llamativos van del negro y el azul oscuro en la espalda, hasta el naranja y amarillo en la parte baja de la cara y cuello.

El amarillo en la cara es característico de los Pingüinos Rey

Observarlos en su estado natural, andando graciosamente por la playa, fue una bendición, ¡siempre soñé con verlos en vivo y en directo!

Otro buen lugar de la isla, donde se observan a estos bellos pingüinos, es en Volunteer Point, a dos horas de Stanley.

6. Adentrarse en la inhóspita Kidney Island

Esta isla, y reserva natural, se encuentra a 16 km de Stanley.

Para llegar debemos navegar 30 minutos, desde la capital, y solo es permitido visitarla con un guía local.

Atardecer sobre los pastizales de Kidney Island

Casi todo el territorio está cubierto de pasto natural de hasta dos metros de altura. No hay senderos marcados, lo que dificulta andar por la isla.

Al otro lado del lugar en donde desembarcamos, prendidos en unos grandes y escarpados acantilados, vive una simpática colonia de pingüinos rockhopper.

Colonia de pinguinos rockhopper en los acantilados de Kidney Island

Uno de los mayores espectáculos naturales que nos regala la isla llega al atardecer, cuando miles de aves marinas regresan a la isla donde anidan y alborotan el cielo de Kidney Island.

un dato importante es que al día solo se permite el acceso de 14 personas.

7. Visitar una granja de ovinos

Una de las principales actividades económicas de las islas es la crianza de ganado ovino. Más de 80 granjas, con cerca de medio millón de ovejas, se distribuyen en el archipiélago, lo que la convierte en el lugar del mundo con mas ovejas por persona.

Ovejas en la grande Friz Roy

Muchas de estas granjas se pueden visitar y nos permiten conocer más afondo sobre esta actividad que aporta alrededor del 20% del PBI de las islas.

Tuve la oportunidad de visitar la granja Friz Roy, una de las más importante de las Falklands/Malvinas.

___________

Fue increíble todo lo que pude observar en las islas Falklands/Malvinas. Gocé de sobremanera el contacto directo que tuve con la vida salvaje; y como los pobladores de la isla son consientes y cuidan sus recursos.

Agiles pingüinos de Papúa

Las Falklands/Malvinas están más cerca de lo que creemos. Por el momento existe solo un vuelo directo, una vez por semana, desde la ciudad chilena de Punta Arenas; pero pronto se abrirá una ruta directa desde Sao Paulo, lo que hará que este paraíso natural cada vez este mas cerca de todos los que amamos la naturaleza.


Video Falklands/Malvinas

By |2019-02-21T11:11:12-05:00febrero 20th, 2019|0 Comments
Firma mi post, Déjame tu opinión!